Tonifica tu figura con una rápida y efectiva rutina de HIIT

Ya sea porque ocupas demasiado tiempo trabajando y trasladándote de un punto a otro en la ciudad, o porque no dispones de la entrega para ejercitarte y tener un cuerpo en forma, el ejercicio de intervalos de alta intensidad o HIIT (High Intensity Interval Training), es una gran opción para mantenerte en forma.

Mucha gente se pregunta cómo es que en 10 minutos uno puede lograr lo que al menos requiere una hora de ejercicio diario intenso, la respuesta a esta interrogante es la concentración que se debe tener en cada movimiento para poder acelerar el metabolismo de una forma constante, equilibrada e intensa. Para este tipo de entrenamiento el descanso entre serie y serie es válido, pero no puede ser de más de 45 segundos, ya que se necesita tener el metabolismo a tope para la quema calórica intensa.

Los especialistas en este tipo de entrenamiento han expresado que cualquier tipo de persona, no importando su físico, puede realizar HIIT; por eso es que hay rutinas de poco tiempo y esfuerzo reducido, para que paulatinamente el practicante pueda tener una mejor condición.
Una rutina de iniciación HIIT es muy sencilla, pon mucha atención a estos dos circuitos

La serie uno consiste en intercalar durante 1 minuto en alta intensidad paso yogui (trote sin moverte de tu lugar) con un salto abierto (hacia los lados). La siguiente consiste en intercalar pasos laterales con inclinaciones al suelo, con los brazos extendidos, sin doblar las rodillas. Aumentando la intensidad, la tercera serie consiste en saltar de lado a lado alternando con paso yogui. La cuarta es con burpees (una combinación de salto con lagartija y otra vez salto), para culminar con una sexta serie que combina paso yogui con sentadilla. Al terminar este primer circuito se recomienda respirar profundamente por 30 segundos, para comenzar con otra repetición del mismo circuito.