Añade un nuevo sabor a tus ensaladas y snacks con estos aderezos alternativos

Si bien nuestro sentido del gusto suele tener sus sabores favoritos, hay momentos en que los aderezos tradicionales pueden volverse muy monótonos, por eso te traemos estas recomendaciones que podrán ser nuevas y agradables a tu paladar.

Si te gustan los sabores agridulces con ligeras notas amargas, te recomendamos un aderezo de mayonesa de limón con berro. Para este necesitarás 2 yemas de huevo, una pizca de sal, una de pimienta, una cucharadita de mostaza, un limón, ¾ de taza de aceite de oliva, 1 taza de yogur, dos manojos de berro y una pizca de azúcar. Primero bate las yemas con la sal, la pimienta y la mostaza. Exprime el limón en la mezcla y bátela. Agrega el aceite con un chorro fino y añade el yogur con la cáscara rallada del limón y las hojas de los berros. Deja reposar al menos media hora. Antes de servir, incorpora la pizca de azúcar. Es delicioso con ensaladas y botanas.

Si prefieres un sabor más fuerte, te sugerimos un aderezo de queso de cabra con betabel. Para esto necesitas 100 g de queso de cabra, (si quieres algo más suave, puedes sustituirlo por queso crema o Philadelphia), ½ tasa de jocoque, 1 betabel pequeño cocido con sal, una pizca de romero fresco picado, una pizca de sal y 50 gramos de pistaches quebrados. Licua todos los ingredientes hasta que tengas una pasta homogénea. Este aderezo es ideal para ensaladas verdes, papas cocidas y pescados a la plancha.
Para una gama de sabores más suaves, te recomendamos un aderezo de albahaca con ajo

Necesitarás 2 taza de hojas de albahaca fresca, 1/3 de taza de aceite de oliva, 1 ½ dientes de ajo y una pizca de sal. Primero licua la albahaca con el ajo y la sal hasta obtener una consistencia suave. Depende de tu gusto si aumentas la sal y el aceite, en caso de querer un aderezo con más liquidez. Este dip es muy bueno para combinar con palitos de pan con ajo, papas fritas o con ensalada caprese de tomate con mozzarella.