Bode nos lleva de regreso a los años 70



La nueva colección de Bode que nos lleva de regreso a la moda de los años 70

 

Emily Bode, o simplemente Bode, es una de las diseñadoras de moda más importantes de los últimos años. Su obsesión por textiles antiguos y únicos, además de la confección manual de todas sus prendas, ha logrado que su marca se coloque en la intersección de dos mercados: la moda sustentable y el mercado de lujo. Sus piezas generalmente irrepetibles, gracias a la escasez de las telas que elige, en ocasiones solo produciendo una prenda en una sola talla, así como el tiraje reducido de prendas por colección, elevan a Bode al título de artista, convirtiendo su tienda en una galería.

Si crees que no conoces esta marca, piénsalo de nuevo, durante el último año ha llegado a la cultura mainstream en el cuerpo de artistas como Jonah Hill, Harry Styles y Chris Pine, por mencionar algunos. Todos canalizando la vibra 60’s y 70’s, algo que suena contradictorio pero que funciona en el universo de Bode. La influencia de estas dos décadas llega a su máxima expresión en su última colección (la primera que la marca presenta desde el inicio de la pandemia), la cual comprende tres temporadas primavera-verano-otoño y estará en tiendas el próximo mes. 

 

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida por BODE: clothes, etc. (@bode)

 

‘A year off’, es el nombre de la colección, que tiene significado personal para la diseñadora y otro más amplio para todos nosotros, gracias a lo ocurrido en el último año. Para Emily significa la historia de su tío, Bill Bode. En el año 1969, un año que marcaría el tono para la siguiente década e influenciaría a varias generaciones siguientes, Bill, decidió dejar de lado su educación por un año y utilizó el dinero que sus padres le daban para pagar su escuela, para viajar por los Estados Unidos. 

 

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida por BODE: clothes, etc. (@bode)

 

En sus viajes, llenos de aventura y de energía de la juventud que invadía a este país, el tío Bill corrió carros en la superficie congelada del lago Champlain y eventualmente llegó a Woodstock. Durante este año conoció a la persona con la que pasaría las siguientes 5 décadas, Mahri, quien murió a causa de cáncer en el 2019; un cambio que recordó a Bill las memorias de una vida antes de ella.

 

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida por BODE: clothes, etc. (@bode)

 

La colección de Bode vive ahí, es el año 1969 y el lugar es el dormitorio universitario de Bill. Periódicos y revistas rellenan los espacios en donde no hay prendas tiradas. Suéteres con motivos bordados, perlas de río, colores azules, rojos, amarillos y verdes. Pantalones de pierna ancha y silueta suave, camisas con patrones y telas únicas, así como abrigos para los meses de otoño. 

 

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida por BODE: clothes, etc. (@bode)

 

Como sabemos que esta narración no fue suficiente y necesitas una forma más directa de apreciar las prendas puedes buscar su colección de fotografías, en ella los modelos habitan el cuarto del tío Bill y se visten en esta reinterpretación de aquella época. Si estás listo para canalizar esta energía, mantente al tanto del Instagram de la marca, @bode, para que te enteres en cuanto salgan a la venta nuevas piezas. También puedes encontrar la colección actual en su sitio oficial (bodeneyork.com) y en tiendas en línea como SENSSE, Mr. Porter y Union LA.

Escrito por: Editorial Audi